miércoles, 20 de noviembre de 2013

LEONARD COHEN: The stranger song

           
Bob Dylan, Bruce Springsteen... Faltaba Leonard Cohen para completar la trilogía. Otro encantador de serpientes. Los tres mejores letristas del rock. Y para mí, y me moy a mojar, esta es la mejor canción que escribió nunca Leonard Cohen. Ahora crucificadme. Que si Chelsea Hotel es mítica, que si Famous blue raincoat es la tristeza personificada, que si bla bla bla... Para mí no hay color:  Ésta es perfecta, y como el Desolation row de Dylan, o las más oscuras canciones de Billy Joel, es muy dificil de comprender, aún con una buena traducción. (inciso: Algun día tengo que poner en este blog el The piano man, sólo para que apreciéis la maravillosa letra que escribió el bueno de Billy, nada que ver con la horrible letra en castellano de la adaptacion que destrozó Ana Belén, que no hay por donde cogerla y que no tiene nada que ver con la idea de la canción original). Y además, que sé que a mi amigo Juan, le va hacer ilusión, qué cojones!



            Como decía es una letra difícil de entender, intrincada y alegórica. con oscuras e inquietantes imágenes "alguien que alcanza el cielo solo para rendirse" a la vez que conmovedoras "y quiere ofrecerte su juego por tu cobijo". Asi que cada cual que busque su propio significado, porque yo aún no sé si habla de personas que realmente no pertenecen a ningún lugar y que están constantemente en movimiento, incapaces de echar raíces con nada ni con nadie.

       O de alguien que ya está de vuelta de todo, cansado de lo que es y que solo busca cobijo antes de reanudar su viaje a ninguna parte.

       O de una mujer enamorada, tratando de mantener a su hombre cerca de ella, dándole energía amor, calor y cobijo, sin recibir nada a cambio. Buena definición de lo que es el amor, verdad?

       O puede que hable de todas esas cosas, utilizando una serie de imágenes, de metáforas que sirven para desarrolar el tema de la dependencia, el fracaso o la nostalgia. La adicción al juego evitando el compromiso y el refugio como respiro temporal antes de enfrentarse a la tormenta. Pero lo cierto es que en esta partida de poker que es la vida y el amor, hay mucho en juego, y cuando las metas, sueños e ilusiones son tan grandes, tienes que apostar a lo grande, con o sin comodines, y la ironía de esta forma de vida es que realmente puedes conseguirlo todo.

       O nada.





LA CANCION DEL EXTRANJERO
Es verdad, todos los hombres que has conocido eran jugadores / que decían haber dejado el juego / cada vez que les diste refugio./ Conozco a ese tipo de gente./ Es difícil ganar a alguien con tan buen juego / que para entregarse necesita alcanzar el cielo / que para entregarse necesita alcanzar el cielo

Y después, recogiendo los comodines que dejó / descubres que no te ha dejado mucho / ni siquiera una sonrisa / Como cualquier jugador, sólo esperando la mejor mano / para no tener que volver a jugar otra / Era como un San  José  buscando su pesebre / Era como un San  José  buscando su pesebre

Y un día apoyado en el alféizar de tu ventana / te dirá que el amor, el calor y el cobijo que le diste / debilitaron su voluntad / Y sacará un viejo horario de trenes de su cartera / y te dirá "ya te dije al llegar que era un extranjero" / "Te dije al llegar que era un extranjero"

Pero ahora, otro extraño parece querer que ignores sus sueños / como si hubieran sido la carga de otro / Ya habías visto a ese hombre antes / Su brazo de oro repartiendo cartas /pero ahora está oxidado desde el codo hasta los dedos /Y quiere cambiar su juego por cobijo / Sí, quiere cambiar su juego por cobijo.

Y odias ver a otro hombre cansado / retirándose de la partida / como si estuviera renunciado al sagrado juego del poker / Y mientras habla para adormecer sus sueños / te das cuenta de que hay un camino serpenteando como humo sobre sus hombros / un camino serpenteando como el humo sobre sus hombros.

Le invitas a venir y sentarse / pero algo hace que te gires /La puerta está abierta, no puedes cerrar tu refugio / Tanteas la manilla del camino / Se abre, no te asustes / eres tú, mi amor / tu eres la única extranjera / Eres tu mi amor, tu eres la única extranjera.

Te esperaba, estaba seguro / de que nos encontraríamos en uno de estos trenes / que estábamos esperando / Creo que es hora de coger otro / Por favor, comprende que nunca planeé llegar al corazón de esto ni de otra cosa / Cuando él habla así, tu no sabes que se trae entre manos / Cuando él habla así, tu no sabes que se trae entre manos

Si te parece, podemos vernos mañana / en la orilla, bajo el puente que están levantando sobre un río infinito / después, dejará el andén hacia el cálido coche-cama / Y Te das cuenta que sólo está buscando otro cobijo / te das cuenta de que nunca fue un extranjero / Y dices: “vale, en el puente o en cualquier otro sitio".

Y después, recogiendo los comodines que dejó / descubres que no te ha dejado mucho / ni siquiera una sonrisa / Como cualquier jugador, sólo esperando la mejor mano / para no tener que volver a jugar otra / Era como un San  José  buscando su pesebre / Era como un San  José  buscando su pesebre

Y un día apoyado en el alféizar de tu ventana / te dirá que el amor, el calor y el cobijo que le diste / debilitaron su voluntad / Y sacará un viejo horario de trenes de su cartera / y te dirá "ya te dije al llegar que era un extranjero" / "Te dije al llegar que era un extranjero"





THE STRANGER SONG
It's true that all the men you knew were dealers who said they were through with dealing Every time you gave them shelter I know that kind of man It's hard to hold the hand of anyone who is reaching for the sky just to surrender who is reaching for the sky just to surrender. And then sweeping up the jokers that he left behind you find he did not leave you very much not even laughter Like any dealer he was watching for the card that is so high and wild he'll never need to deal another He was just some Joseph looking for a manger
He was just some Joseph looking for a manger. And then leaning on your window sill he'll say one day you caused his will to weaken with your love and warmth and shelter And then taking from his wallet an old  schedule of trains, he'll say I told you when I came I was a stranger I told you when I came I was a stranger.
But now another stranger seems to want you to ignore his dreams as though they were the burden of some other O you've seen that man before his golden arm dispatching cards but now it's rusted from the elbows to the finger And he wants to trade the game he plays for shelter Yes he wants to trade the game he knows for shelter.  Ah you hate to watch another tired man lay down his hand like he was giving up the holy game of poker And while he talks his dreams to sleep you notice there's a highway that is curling up like smoke above his shoulder and suddenly you feel a little older You tell him to come in sit down but something makes you turn around The door is open you can't close your shelter You try the handle of the road
It opens do not be afraid It's you my love, you who are the stranger It's you my love, you who are the stranger. Well, I've been waiting, I was sure we'd meet between the trains we're waiting for I think it's time to board another Please understand, I never had a secret chart to get me to the heart of this or any other matter
When he talks like this you don't know what he's after When he speaks like this, you don't know what he's after. Let's meet tomorrow if you choose upon the shore, beneath the bridge that they are building on some endless river Then he leaves the platform for the sleeping car that's warm You realize, he's only advertising one more shelter And it comes to you, he never was a stranger And you say ok the bridge or someplace later. And leaning on your window sill ... I told you when I came I was a stranger.





1 comentario: